Sector regulado
Hace: 3 meses
1 Star
166

Facebook apuesta por los juegos de azar

La aparición de nuevas plataformas sociales como Snapchat o Instagram ha tenido un efecto negativo sobre el volumen de usuarios de Facebook en los últimos años. Con el objetivo de revertir esta situación, la red social ha diversificado su actividad. En esta línea, ha habilitado características similares a las de otras plataformas, como por ejemplo, las historias de 24 horas, así como un apartado para la compraventa de objetos. Sin embargo, no ha obtenido los resultados esperados. En vista del escaso éxito cosechado con estas iniciativas, la red social está estudiando ofrecer juegos de azar online.

El juego online es un sector que se encuentra en plena expansión, es por eso que Facebook ha visto la oportunidad de frenar su caída con la incorporación a este sector. La red social ha introducido una amplia selección de juegos de azar que imitan a los de las casas de apuestas online, empresas que en la mayoría de países están sometidas a una estricta regulación, a diferencia de los videojuegos y aplicaciones de gaming.

Oferta de Facebook vs. juego online regulado

A través de esta estrategia, Facebook no sólo pretende despertar el interés de los usuarios que ya tienen una cuenta en la red social, sino espera atraer también a un gran número de nuevos usuarios, aficionados a los juegos de azar. Sin embargo, por mucho que la oferta se asemeje a la de los operadores de juego online regulado, Facebook no ofrece los mismos productos. En este sentido, aunque incentiva al usuario a gastar dinero real en créditos y bonos para mejorar su perfil, no ofrece compensación económica, a diferencia de las empresas de juego online regulado.

Uno de los aspectos más controvertidos de la nueva oferta que planea lanzar Facebook, es que los perfiles de quienes se animen a participar en los juegos de azar que está creando, serán visibles para el resto de usuarios de la red social. Teniendo en cuenta que tanto los usuarios de juego online regulado, como los operadores de apuestas deportivas valoran especialmente la protección de su intimidad y privacidad, parece complicado que Facebook logre atraer por este vía nuevos suscriptores.